Contratación

  • El precio de los billetes de avión es libre y las compañías lo fijan según criterios comerciales, pero siempre deben informar del importe total y cerrado (con impuestos, tasas, etc.).
  • Infórmese de las condiciones de la tarifa que contrata (imposibilidad de hacer cambios o de cancelar el billete, etc.).
  • Fíjese en los servicios adicionales que puedan incrementar el precio final (seguros, opción de escoger el asiento...). Las opciones que impliquen gastos adicionales no pueden estar prefijadas en ningún caso.
  • Compruebe si el precio del billete incluye el equipaje para facturar – y con qué límite de peso–, o si por el contrario debe pagarse a parte.
  • Si tiene previsto facturar objetos de gran valor (joyas, por ejemplo), pregunte a la compañía si ofrece la posibilidad de hacer una declaración de valor de dichos artículos y en qué condiciones.
  • Revise los datos del billete. Un simple error puede hacerle perder el viaje.
  • Está prohibido cobrar por la emisión del billete.
  • Infórmese de la documentación de identidad que necesitará para viajar (DNI, pasaporte, visado...).
  • Preste atención a los productos que está prohibido llevar en el equipaje.
  • Llegue al aeropuerto con tiempo suficiente para pasar los controles. Evitará sorpresas desagradables.
  • Si no dispone de tarjeta de embarque, en cuanto llegue al aeropuerto diríjase al mostrador de facturación para que se la entreguen.

Retrasos

  • En caso de retraso en la salida del vuelo, solicite información a la compañía aérea (o a la empresa con la que haya reservado el vuelo).
  • Si tiene conexión con algún otro vuelo, contacte con la compañía para tratar de encontrar una solución.
  • En retrasos a partir de 2 horas, la compañía debe ofrecerle gratuitamente comida y bebidas suficientes y sistemas de comunicación, si fuera necesario.
  • Si el vuelo sale al día siguiente o días más tarde, también tiene derecho a alojamiento gratuito (con los desplazamientos incluidos).
  • Si llega al destino final con 3 horas de retraso o más, le corresponde una compensación económica de entre 250 y 600€, en función de la distancia del vuelo –excepto que el transportista pueda demostrar que el retraso ha sido provocado por circunstancias extraordinarias e inevitables–.
  • La compensación económica se puede reducir a la mitad si le ofrecen un vuelo alternativo en un horario similar.
  • Cuando el retraso sea superior a 5 horas, podrá desistir del vuelo y recuperar el importe del billete.
  • Si la compañía aérea no respeta sus derechos, solicite la hoja oficial de reclamaciones o reclame a la empresa por algún medio que deje constancia (formulario web, teléfono con número de incidencia, etc.). Si en el plazo de 30 días no ha obtenido respuesta, o bien la respuesta no es satisfactoria, contacte con el servicio público de consumo de su municipio (para más información consulte el apartado Consultas y reclamaciones).

Cancelación

  • Si la compañía aérea cancela el vuelo, puede escoger entre la devolución del importe del billete o un medio de transporte alternativo.
  • Deben ofrecerle comida, bebidas y, si fuera necesario, sistemas de comunicación gratuitamente.
  • Si el transporte alternativo sale al día siguiente o días más tarde, también tiene derecho a alojamiento (con los desplazamientos incluidos).
  • También le corresponde una compensación económica (entre 250 y 600€, en función de la distancia del vuelo), excepto que:
    • La cancelación se deba a circunstancias excepcionales e inevitables (mal tiempo, por ejemplo).
    • Se lo comuniquen con 2 semanas de antelación.
    • Acepte un vuelo alternativo en un horario similar.
  • Si la compañía aérea no respeta sus derechos, solicite la hoja oficial de reclamaciones o reclame a la empresa por algún medio que deje constancia (formulario web, teléfono con número de incidencia, etc.). Si en el plazo de 30 días no ha obtenido respuesta, o bien la respuesta no es satisfactoria, contacte con el servicio público de consumo de su municipio (para más información consulte el apartado Consultas y reclamaciones).

Incidencias con el equipaje

  • En caso de daños, retraso en la entrega, pérdida o destrucción del equipaje facturado, antes de abandonar el aeropuerto rellene el Informe de Irregularidad de Equipaje (PIR) en el mostrador de la compañía, para hacer una exposición de los hechos e identificar su equipaje y, de esta manera, poder hacer el seguimiento del mismo.
  • Rellene también las hojas oficiales de reclamación o envíe un escrito al servicio de atención al cliente de la compañía aérea (mediante formulario web, correo postal…).
  • En estos casos, la responsabilidad de la compañía queda limitada a un máximo de 1.131 DEG por pasajero, aproximadamente (compruebe la correspondencia con el euro en la web del Fondo Monetario Internacional).
  • En cuanto a los posibles daños en el equipaje de cabina (no facturado), la compañía solo responderá cuando hayan sido ocasionados por su culpa.
  • La desaparición de determinados artículos del equipaje es difícil de demostrar y, muy probablemente, sólo obtendrá compensación por ello si hubiese hecho una declaración de valor en el momento de la facturación o si dispone de algún seguro que cubra estas incidencias.

Denegación de embarque por sobreventa (overbooking)

  • Si no dispone de la tarjeta de embarque, en cuanto llegue al aeropuerto diríjase a los mostradores de facturación para que se la entreguen. Desde ése momento se entiende que tiene plaza en el avión.
  • En caso de sobreventa, la compañía debe buscar voluntarios que renuncien a su plaza; si no lo consigue, puede denegar el embarque.
  • Si le deniegan el embarque, tiene derecho a:
    • Escoger entre la devolución del importe del billete o un transporte alternativo hasta el destino final.
    • Comida, bebidas, sistemas de comunicación y, si fuera necesario, alojamiento (con desplazamientos incluidos), todo de forma gratuita.
    • Una compensación económica en función de la distancia del vuelo (entre 250 y 600€). Este importe se puede reducir a la mitad si acepta un vuelo alternativo en un horario similar.

Preguntas frecuentes

¿Qué límites presentan los billetes emitidos con tarifa económica?

En algunos vuelos, las compañías emiten algunos billetes de tarifa económica, los cuales están sometidos a determinadas restricciones que pueden consistir en: exigir al usuario un tiempo mínimo de estada en el lugar de destinación; la imposibilidad de realizar cambios, como el día y la hora en la cual se quiere volar; la no devolución del importe pagado bajo ningún concepto, etc. Es necesario que el usuario que adquiera uno de estos billetes se informe previamente de los  límites que se le aplicarán.

 

¿Por qué a veces he de volar con una compañía diferente de aquella con la que contraté el vuelo?

Esta circunstancia es muy común y se explica porque algunas compañías tienen acuerdos comerciales con otras, con la finalidad de hacer un uso compartido de su flota de aviones. También puede pasar que se trate de una franquicia, que la compañía no disponga de un avión propio en el momento determinado o de una operación con código compartido. Este último supuesto significa que una compañía aérea anuncia y vende los servicios de otra compañía como si fueran propios, pero el código de la operación es de la segunda. La compañía aérea o la agencia de viajes informarán al usuario de los detalles de estos vuelos y le indicarán qué compañía opera en cada tramo de su ruta. Esta modalidad pretende optimizar la capacidad de los aviones, reducir tarifas y facilitar conexiones.

 

¿La compañía aérea puede denegar su responsabilidad en caso de retraso en la salida de los vuelos?

El retraso de los vuelos solo libra a  la compañía aérea si se produce por causas justificadas, por motivos meteorológicos, de seguridad, atribuibles a terceros, etc. En este caso, es la compañía la que ha de probar la existencia de las circunstancias que han obligado a retrasar el vuelo.

Data d'actualització:  23.07.2018